ASOCIACIÓN CULTURAL VASCA DE METEOROLOGÍA - "<strong>Amillena</strong>” - METEOROLOGIAKO EUSKAL ELKARTE KULTURALA
logotipo

Bienvenidos a Amillena

DEFINICIÓN DE AMILLENA

El nombre de la Asociación, AMILLENA, es el nombre con el que se denomina en el entorno del monte Amboto a un tipo de nubosidad característica que se reproduce en otras zonas de montaña, como en el caso de la Sierra Salvada o de Orduña donde se denomina “Bollo”.

Amboto eta amillena ©2009 Amillena. Todos los derechos reservados.

AMILLENA es el nombre con el que se conoce en el duranguesado a un tipo de nubosidad que se produce sobre la cumbre del Amboto y que responde al nombre técnico de Nube en Capuchón.

En el diccionario vasco-español de R.M de Azkue, Amileta significa precipicio en euskera vizcaíno, y Amillena podría ser traducido como “la nubosidad del precipicio”

La “nube en capuchón” es una nube estacionaria situada sobre la cima de un pico aislado, ocupando tanto la parte de barlovento como la de sotavento de la misma. A menudo, los “capuchones” tienen su base por debajo de la cima de la montaña sobre la que aparecen, por lo que están en contacto con la misma. Se forman por la condensación del vapor de agua del aire que asciende por la ladera de barlovento del pico, y están asociadas a ondas de montaña, por lo cual para su aparición son necesarios un flujo laminar, una atmósfera estable y un viento moderado a fuerte.

Amillena aparece en ocasiones como un fenómeno denominado “cascada de nubes”, que no es más que una forma particular de nube capuchón. La cascada de nubes se forma cuando una capa de estratocúmulos (o en ocasiones de espesa niebla producida en Alava), limitada en su cima por una inversión de temperatura, sobrepasa un cordal montañoso de altura uniforme y desciende por el lado de sotavento, de forma similar a como lo haría un flujo de agua. Por otro lado, a sotavento, los estratocúmulos tienden a disiparse con rapidez, debido a la subsidencia o descenso y el calentamiento adiabático subsiguiente que experimenta la masa de aire.

En ocasiones Amillena se puede confundir con la clásica Txapela del Amboto, que la mayoría de ocasiones no es más que un pequeño cúmulo de buen tiempo originado por los ascensos térmicos en las laderas de la montaña, respondiendo a otro tipo de fenómeno y morfología nubosa.